La grieta en la cerveza

0
30

Según un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Argentina es el país con mayor consumo de alcohol de América Latina y el tercero de todo el continente. Además, la cerveza es la bebida preferida por los argentinos, según estudios realizados. Pero a diferencia de otras, la birra tiene una aceptación social casi unánime y es por eso que, dentro de la medicina hay una grieta entre los que afirman que produce beneficios para la salud y los que lo niegan.

El punto de partida del debate es su composición: La cerveza está formada en un 93 por ciento por agua, es decir que podría considerarse hidratante, y también es baja en sodio y calorías. Además, contiene vitamina B que es esencial para el sistema nervioso y minerales como el silicio, magnesio o fósforo que ayudan a prevenir o retrasar enfermedades óseas y disminuir riesgos de enfermedades neurodegenerativas, como el Alzhéimer.

La American Heart Association (Asociación del Corazón de Estados Unidos) comprobó mediante un estudio realizado a 80 mil personas que la cerveza puede reducir el riesgo de tener ataques al corazón y otros problemas circulatorios, al contar con proteínas que impiden la formación de colesterol malo (LDL). Como si fuera poco para los amantes de la birra, también afirman que sus ingredientes poseen propiedades antioxidantes, por lo tanto, retrasan el envejecimiento celular y colaboran en el cuidado de la piel.

Pero claro, esto no quiere decir que se puede tener una dieta saludable a base de cerveza. Del otro lado la grieta, están los que niegan que los beneficios sean reales en la práctica y el foco lo hacen en los efectos negativos que esta produce. La nutricionista, profesora (UBA) y oradora TED, Ana Chezzi, afirma que “jamás recomendaría ingerir las vitaminas que contiene la cerveza de esa forma” y que “para tener menor probabilidad de sufrir accidentes cardiovasculares hay que hacer actividad aeróbica y no beber alcohol”. En esta línea, la nutricionista analiza el método que René Favaloro había expuesto sobre beber alcohol en las comidas: “Se transformó en una excusa para tomar y nunca se analizó lo que él quiso decir. Se tergiversa con fines comerciales”.

La profesional toma uno de los componentes que suelen mencionarse como beneficiosos y lo desestima completamente al asegurar que la birra “tiene vitamina B, que es fundamental consumir, pero que en este caso proviene de la levadura, que provoca gran apetito y, a partir de eso, se engorda. A su vez, se afecta al hígado, al estómago y al cerebro”. A pesar de su posición, Ana aclara que beber es algo común y puede hacerse, siempre y cuando sea de forma moderada y advierte que “el consumo de alcohol es una de las principales causas de obesidad en la Argentina”.

Consumo de alcohol recomendado

Cómo calcular los gramos de alcohol puro en una bebida:

Centímetros cúbicos de bebida x graduación de esa bebida x 0.8/100

Por Federico Maldarelli

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here